Cinco consejos para teleliderar equipos en tiempos de teletrabajo

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Aunque desde hace tiempo se venía hablando de las ventajas que ofrecía el teletrabajo, como aumentar la productividad o el ahorro de desplazamientos, no ha sido hasta la situación actual de confinamiento en la que vivimos, cuando se ha convertido en una opción real para la mayoría de las empresas. Hasta este momento, solo el 3% del total de trabajadores tenía a su disposición esta opción. Datos que quedan muy lejos si los comparamos al de otros países europeos.

El coronavirus ha provocado que muchas empresas implanten el teletrabajo a marchas forzadas, enviando a sus empleados a casa sin haberlo hecho antes. Esto ha supuesto una importante prueba para las infraestructuras tecnológicas, pero también un reto para el liderazgo de los directivos y responsables de equipos.

Teniendo en cuenta esta situación, desde Aiwin han publicado 5 consejos básicos para que los directivos puedan teleliderar desde la distancia.

Asumir que las reglas del juego han cambiado

En general las personas y las empresas tienen miedo a los cambios extremos, pero ponerse en un punto de vista negativo no va a ayudar. Por ello, lo mejor para momentos como el actual es asumir la situación y partir de un nuevo punto para la consecución de los proyectos.

Todo depende del contexto

La expansión del coronavirus, al igual que otros sucesos imprevistos de magnitud, afecta de diferente forma a las empresas dependiendo de su tamaño y su sector. Por ejemplo, no es lo mismo teletrabajar en una PYME que en una gran multinacional. Es importante no perder de vista el contexto socioeconómico de la compañía y convertir cualquier circunstancia en una oportunidad. También es fundamental anticiparse a los cambios del sector ya que así se podrá responder de manera estratégica y no precipitada.

Convertir las amenazas en oportunidades

En este tipo de situaciones es normal que el equipo no deje de pensar en escenarios negativos, por lo que la motivación del equipo es más importante que nunca. Y es que, aunque el sector profesional en cuestión no esté en su mejor momento, esto puede ser una oportunidad para proponer ideas y mejoras para la compañía. La clave se basa en estar bien informados y reaccionar a tiempo

Las nuevas tecnologías son imprescindibles

Hasta hace poco más de una semana, herramientas como la nube o los equipos portátiles eran una buena opción para la comunicación y cooperación laboral, pero hoy se han convertido en una necesidad. Es vital que los líderes de un equipo sepan controlar estas herramientas casi tan bien como los expertos informáticos para transmitir su funcionamiento a los empleados. El día a día de la compañía puede depender de ello.

La ciberseguridad es cosa de todos

El coronavirus ocupa la actualidad empresarial de los últimos días, pero tampoco hay que olvidarse de otros virus. Y es que el 10% de las empresas de Italia, llevadas por el miedo al COVID-19, ha instalado un malware en sus ordenadores al abrir un correo que envío un hacker haciéndose pasar por la OMS. Es responsabilidad de los líderes crear una cultura empresarial para proteger los datos y la información interna y prevenir los ciberataques, que pueden llegar a ser letales en esta delicada situación.

Ir arriba